Las primeras comidas del bebé

La etapa en la que se forman los hábitos alimenticios para toda la vida inicia cuando el bebé empieza a comer alimentos sólidos y culmina a los tres años. Este es un período muy importante y por lo mismo se debe poner la atención y los cuidados que se merece.
Los bebés muestran signos de que están listos para comer alimentos sólidos, aproximadamente a los 6 meses. Algunos de estas señales son las siguientes:

  • Control de su cabeza
    La mantiene firme y erguida.
  • Pérdida del “reflejo de extrusión”
    No usa su lengua para empujar la comida fuera de su boca.
  • Sentarse bien cuando tiene apoyo
    Necesita sentarse en una posición erguida para poder ingerir bien los alimentos.
  • Aumento significativo de peso.
    Ha duplicado su peso al nacer.
  • Cada vez tiene más hambre
    Incluso cuando es alimentado entre ocho y diez veces por día con leche materna o de fórmula.
  • Siente curiosidad por lo que comen los demás

Es necesario tomar en cuenta que no todos los bebés presentarán todos los signos.

Se comienza dándole una comida sólida por día. Para incorporar alimentos, la mejor forma es hacerlo de manera gradual, uno cada vez, y esperar mínimo tres días entre cada uno para darse cuenta si tiene una reacción alérgica a alguno de ellos. Si este fuera el caso, se debe esperar una semana entre la introducción de un alimento y otro.

Para iniciar, lo mejor son los alimentos en puré, como: el güicoy, camote, banano, manzana, pera, durazno o melocotón. Un buen consejo es no dejar ningún alimento fuera de la dieta del pequeño simplemente porque a mamá o a papá no le gustan.

Se pueden combinar y hacer infinidad de mezclas, hasta preparaciones gourmet; todo dependerá de lo que vaya prefiriendo el bebé.

Receta gourmet
Cuscús con puré de verduras (a partir de los 8 meses)

Ingredientes

80g de cuscús
1 tomate, pelado, sin semillas y troceado
¼ de cebolla, pelada y cortada fina
½ pimiento rojo, pelado y cortado fino
¼ de zucchini, lavado y cortado fino
aceite de oliva suave
hierbas

Preparación

Cocinar el cuscús siguiendo las instrucciones. Calentar aceite de oliva en un sartén. Añadir la cebolla, el pimiento, el zucchini y el tomate. Añadir las hierbas al gusto. Cocer todo a fuego lento hasta que las verduras estén tiernas (aprox. 10 minutos). Triturar hasta lograr la consistencia deseada. Servir una porción y refrigerar o congelar el resto.